Oceana apoya que los pescadores artesanales puedan seguir faenando tras la ampliación del Parque Nacional de Cabrera

Todos comunicados de Prensa…

La eliminación de los arrastreros que pescan ilegalmente en los fondos vulnerables de maërl y coralígeno tendría como resultado el incremento de capturas de los artesanales


Marzo 13, 2014
Madrid
Contact:
Marta Madina ( [email protected] )




Ante el seminario sobre el Caladero Mediterráneo que, organizado por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, tendrá lugar este fin de semana en Valencia, el Director Ejecutivo de Oceana en Europa, el biólogo marino Xavier Pastor, ha reiterado que su organización considera prioritario mantener la viabilidad y la mejora de la pesca artesanal. Esta es compatible con la protección de los ecosistemas y proyectos como la ampliación del Parque Nacional de Cabrera.

Pastor considera que “los colectivos que pescan de forma responsable con artes selectivos como las nasas, el trasmallo y el palangre de fondo y otros aparejos igualmente sostenibles, merecen ser apoyados en todo el Mediterráneo, ya que son el futuro de la pesca, son intensivos en mano de obra, capturan pescado, crustáceos y moluscos de calidad, y además mantienen la cultura y gastronomía tradicionales en los núcleos pesqueros”.

Por lo que se refiere a la integración de ese sector en los planes de gestión de los espacios marinos protegidos, Oceana es favorable a que una proporción determinada de embarcaciones, calculadas por los gestores de los espacios naturales y pactadas con los representantes de los sectores artesanales, sean autorizadas a realizar una pesca sostenible y regulada, que les puede proporcionar unos ingresos muy notables, al tratarse de un producto de calidad y certificado como proveniente de un espacio natural protegido y de alta calidad ambiental.

Xavier Pastor ha utilizado el caso de la ampliación del Parque Nacional de Cabrera, que Oceana promueve, como ejemplo. “Los pescadores artesanales de los puertos cercanos de Mallorca (principalmente de la Colonia de Sant Jordi), ya están autorizados a pescar en el actual recinto del Parque Nacional. Alguien les está intentando convencer de que si se amplía el parque, van a perder sus derechos de pesca en la zona ampliada. Eso es falso. Oceana se compromete a promover que sus derechos sean respetados y que, en realidad, consigan ampliar sus zonas de pesca, teniendo sus artes y sus especies objetivo a salvo de la pesca ilegal que actualmente desarrollan los barcos de arrastre”.

Oceana afirma que en el caso de que una zona sea especialmente sensible, como es el arrecife de es Fort d’en Moreu, se establezca un acuerdo entre los pescadores artesanales, los conservacionistas y los gestores del parque, asesorados por los científicos del IEO, el CSIC y la Universidad, para establecer los distintos niveles de utilización de la misma. Lo que pide la organización es la aplicación de la normativa en vigor, retirando la pesca ilegal de arrastre de estos y otros fondos vulnerables, protegidos por el gobierno español y la Unión Europea.

En una visita a la Cofradía de Pescadores de Colonia de Sant Jordi, el puerto más cercano a Cabrera, la representante de Oceana, Alexandra Cousteau, se entrevistó con el Patrón Mayor de la cofradía y otros representantes de la misma, así como con los pescadores más jóvenes de los que faenan en Cabrera. Todos ellos le manifestaron su preocupación por la disminución general de los recursos pesqueros, y su convencimiento de que la recuperación de las pesquerías para que ellos y los jóvenes pudiesen seguir pescando requería la disminución del esfuerzo pesquero y la declaración y buena gestión colectiva de las Áreas Marinas Protegidas, como Cabrera.

Más información: Cabrera. Declaraciones en vídeo