Oceana propone cambios al anteproyecto de ley de pesca balear

Todos comunicados de Prensa…

Esta ley representa un avance en la mejora de la gestión pesquera y la conservación de los ecosistemas marinos de las Illes Balears.


Abril 16, 2012
Madrid
Contact:
Marta Madina ( mmadina@oceana.org )




A pesar de ello, Oceana destaca la falta de ambición del texto que debería ir más allá para hacer de las Balears un modelo a seguir en gestión pesquera.

Oceana celebra la iniciativa del Govern Balear de presentar este anteproyecto de Ley de Pesca Balear. La organización internacional de conservación marina ha entregado hoy sus comentarios a este nuevo anteproyecto con el deseo de  contribuir a la mejora del documento.

Entre los principales aspectos positivos de este anteproyecto de Ley Oceana destaca:

  • La creación de una Red de Áreas Marinas Protegidas, una de las propuestas más valoradas por Oceana. Esta red contempla la coordinación necesaria entre los departamentos responsables en materia pesquera y de medio ambiente para la gestión de esta red, lo que representa una gran mejora en la gestión de la pesca y la conservación de los ecosistemas marinos.

Sin embargo, hay  aspectos en el texto que Oceana no considera tan positivamente:

  • Falta de ambición en la ley. Oceana lamenta que no se haya desarrollado suficientemente esta ley, siendo un texto muy general y de gestión excesivamente centralizada que desprovee a los Consells Insulars de su papel fundamental  en la gestión pesquera.
  • Gestión inadecuada de la pesca de arrastre. Esta ley debe incorporar medidas concretas para  convertir este tipo de pesca en una actividad más sostenible, como por ejemplo limitar el peso de las puertas a 600 kg, impedir que estas puertas se arrastren por el fondo y acotar su actividad a zonas donde el impacto sobre el medio marino sea mínimo y no perjudique a la pesca artesanal.
  • Disminución de sanciones. Oceana ha detectado una disminución prácticamente a la mitad respecto a la normativa estatal en la cuantía de las sanciones, tanto para la pesca recreativa como la profesional. Esto es inadmisible, ya que la normativa autonómica ha de ser igual o más restrictiva que la estatal[1] y comunitaria[2], y en ningún caso al revés. Este aspecto se puede entender como una mayor permisividad por parte del Govern hacia las ilegalidades en la actividad pesquera y una dificultad en el desarrollo de las labores de inspección.

Con respecto a la pesca recreativa, Oceana reclama:

  • Luchar contra el furtivismo y la venta ilegal. A pesar de que las infracciones en materia de venta ilegal por parte de los recreativos ha pasado de considerarse  graves a muy graves, como por otra parte se han rebajado las cuantías de las sanciones, esta medida no acaba representando una mejora significativa. Por ello, Oceana reclama que se equiparen las sanciones a la normativa estatal y esto se acompañe con un control eficaz para que esta medida sea realmente efectiva.
  • Crear un registro de capturas de pesca recreativa y embarcaciones.

Se hace necesario establecer un registro fiable de capturas, así como del número de embarcaciones que la practican con la finalidad de poder evaluar su impacto real.

  • Eliminar la pesca submarina en las Reservas Marinas. El impacto de la pesca submarina sobre los recursos pesqueros está reconocido por gran cantidad de estudios científicos. Debido a que esta pesca va dirigida a los grandes depredadores, el impacto sobre el ecosistema es muy alto. Además, muchas especies objetivo coinciden con las de los pescadores profesionales artesanales, lo que afecta a la actividad comercial de estos.

“Con esta aportación, Oceana quiere instar al Govern Balear a que la legislación pesquera balear sea más ambiciosa e incorpore medidas más específicas para poder avanzar hacia una actividad pesquera sostenible en las islas, garantizando de esta manera la viabilidad económica del sector a largo plazo, al tiempo que los stocks se recuperan y los hábitats marinos sensibles son protegidos”, apunta Xavier Pastor, Director Ejecutivo de Oceana Europa. “Deseamos que nuestras propuestas ayuden a mejorar esta ley y la conviertan en un ejemplo de gestión de pesca responsable, adaptada a las  normativas europeas”.

Comentaris de Oceana a l’esborray de Llei de pesca marítima, marisqueig i aqüicultura a les Iles Balears


[1] Ley 3/2001, de 26 de marzo, de Pesca Marítima del Estado.

 

[2] Reglamento (CE) No 1224/2009 del Consejo de 20 de noviembre de 2009 por el que se establece un régimen comunitario de control para garantizar el cumplimiento de las normas de la Política Pesquera Común.