Oceana propone mejorar la orden para la protección del Canal de Menorca y los cañones del Golfo de León

Todos comunicados de Prensa…

La organización ha presentado alegaciones durante el proceso de participación pública de la Orden Ministerial para declarar las primeras zonas bajo el proyecto INDEMARES.


Noviembre 11, 2013
Madrid
Contact:
Marta Madina ( [email protected] )




La  propuesta se basa en la inclusión de la normativa pesquera europea que regula la protección de ecosistemas vulnerables mediterráneos.

Oceana ha remitido al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA) una serie de alegaciones al Borrador de Orden Ministerial por el que se propone la declaración de 4 nuevos Lugares de Importancia Comunitaria (LIC). Las alegaciones  están dirigidas a una mejora en el régimen de protección preventiva (normas generales hasta que se apruebe el plan de gestión definitivo) que se aplicará a los LIC “Canal de Menorca” y  “Sistema de cañones submarinos occidentales del golfo de León”.

En ambas zonas el Instituto Español de Oceanografía (IEO) y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) han elaborado una cartografía detallada de la presencia de coralígeno y maërl. Ambos ecosistemas están considerados como vulnerables y en concreto el coralígeno está protegido bajo la Directiva Hábitats dentro de la categoría “Arrecifes”

“Por ser ecosistemas vulnerables, en 2006 el maërl y el coralígeno se clasificaron como “Hábitats Protegidos” bajo el Reglamento del Mediterráneo, quedando prohibida la pesca de arrastre en las zonas donde se encuentran. Por tanto, es necesario que dicho Reglamento quede recogido en la Orden de declaración para dar la importancia que merece a la normativa pesquera en la gestión de las futuras áreas protegidas”, afirma Xavier Pastor, director ejecutivo de Oceana en Europa, que añade: “La labor integradora que ha realizado el equipo INDEMARES convocando al sector pesquero en diferentes seminarios participativos debe quedar reflejada también de esta manera”.

Oceana ya señaló la importancia que estos avances para la declaración de nuevas áreas marinas protegidas suponen para la conservación de los mares españoles y felicitó al MAGRAMA a través de un comunicado de prensa.

Una vez aprobada la Orden, estos LIC fruto del proyecto LIFE+ INDEMARES pasarán a formar parte de la Red Natura 2000, cuyo objetivo es mantener o restablecer un buen estado de conservación para los hábitats y especies de interés comunitario. Además, representarán un importante avance para completar la red de áreas marinas protegidas en aguas españolas de acuerdo a la Directiva Hábitats.

Alegaciones de Oceana