Oceana rechaza por insuficiente la propuesta del Gobierno de protección de las montañas submarinas de Baleares

Todos comunicados de Prensa…

La propuesta de la Secretaría General de Pesca no supone ningún avance efectivo en la protección de los recursos mediterráneos


Febrero 22, 2013
Madrid
Contact:
Marta Madina ( mmadina@oceana.org )




La falta de una adecuada gestión va en contra del propio sector por permitir la destrucción de hábitats de los que dependen los recursos pesqueros

Oceana considera inaceptable la oferta de la Secretaría General de Pesca de estudiar la protección del Canal de Mallorca, ya que es claramente insuficiente para cumplir la legislación en vigor y no avanza significativamente en la conservación de los ecosistemas marinos. La propuesta proviene de una reunión celebrada en el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente con organizaciones conservacionistas y sector pesquero e incluye  una zona minúscula de tan solo dos montañas, después de tres años de conversaciones.

La propuesta presentada por la Secretaría se restringe exclusivamente a las cimas de Ausies March y Emile Baudot debido a la presencia de coralígeno y maërl (algas rojas calcáreas). Y lo hace porque no le queda más remedio que aceptar al menos estos límites. Esta medida no supone ningún avance, ya que desde 2006 está prohibido pescar sobre este tipo de hábitats en la Unión Europea tras la publicación del Reglamento (CE) Nº 1967/2006 (artículo 4). La protección de estos importantes hábitats para la pesca es una asignatura pendiente de las autoridades, y a ello hay que añadir que la potencia utilizada por los barcos que habitualmente explotan esta zona está fuera de los límites legales, frente a la pasividad de la Administración al respecto.

“Es una absoluta irresponsabilidad por parte de la Secretaría General de Pesca no establecer las medidas urgentes para prohibir de forma eficaz la destrucción de hábitats y especies vulnerables mediante prácticas de pesca destructiva”, declara Xavier Pastor, Director Ejecutivo de Oceana en Europa. “La protección de las montañas submarinas de Baleares, reducida en la propuesta del Gobierno a su más mínima expresión, no sólo permitiría la conservación de valiosos recursos naturales sino la sostenibilidad a largo plazo de unos recursos que cada día están más sobreexplotados. La declaración de zona protegida beneficiaría al sector pesquero”.

La posición de la Secretaría ignora la existencia de hábitats sensibles formados por gorgonias o crinoideos (Isidella ellongata, Leptometra phalangium, Funiculina quadrangularis, etc) situados en aguas más profundas y de los que dependen especies de interés comercial. Tampoco tiene en cuenta la presencia de especies recogidas en convenios o acuerdos internacionales de protección (CITES, Convenio de Berna, Convenio de Barcelona, Directiva Hábitats).

Oceana presentó hace ya tres años esta  propuesta de protección de las principales montañas submarinas de las Baleares, concretamente Ausies March, Ses Olives, Emile Baudot y Guyot Bel, así como sus entornos, integrando aspectos medioambientales y pesqueros que deben ser tenidos en cuenta a la hora de presentar una propuesta completa.

“La propuesta de Oceana abarcaba 2.800 km2 del canal entre Mallorca, Ibiza y Formentera, mientras la respuesta de la Secretaría la ha reducido a los 150 km2, un ridículo 6% de lo que se proponía, que deja sin protección hábitats vulnerable situados en las laderas de las montañas y en los valles entre ellas”, ha afirmado el portavoz de la organización internacional de conservación marina.

 

Oceana dispone de fotografías e imágenes de vídeo de las montañas submarinas