Solo quedan 60 días para un incumplimiento masivo de la Directiva Hábitats

Todos comunicados de Prensa…

Oceana advierte de que en septiembre finaliza el periodo de 6 años que los Estados Miembros de la región mediterránea han tenido para declarar como Zonas Especiales de Conservación sus áreas incluidas en la red Natura 2000.


Julio 23, 2012
Madrid
Contact:
Marta Madina ( mmadina@oceana.org )




Oceana muestra su alarma ante el gran retraso que llevan los países de la región mediterránea[1] en la presentación de los planes de gestión para las zonas que proponen proteger dentro de la Red Natura 2000 europea. Dentro de 60 días, el 21 de septiembre, vence el plazo concedido por la Unión Europea, y a partir de esa fecha los países pueden sufrir sanciones económicas por no haber regulado la conservación de sus áreas de mayor valor ecológico.

La normativa ambiental europea por excelencia, la Directiva Hábitats, otorga un periodo de 6 años a los Estados Miembros para elaborar los planes de gestión de las áreas incluidas en la Red Natura 2000, y proceder a su designación como Zonas Especiales de Conservación. Para el caso de la región mediterránea, región que incluye al golfo de Cádiz, la primera lista oficial se hizo pública el 21 de septiembre de 2006, por lo que esa misma fecha, 6 años después, cumple el plazo.

"Esta desidia administrativa en la conservación de la región mediterránea es injustificable. Los Estados miembros han tenido seis años para desarrollar los planes de gestión de las áreas marinas que ellos mismos propusieron, y sospechamos que nos encontramos ante una situación de incumplimiento masivo de nuestras obligaciones para con la Directiva Hábitats”, afirma Xavier Pastor, Director Ejecutivo de Oceana Europa. “Esta situación ya la hemos vivido para la región macaronésica, resultando en una sanción a España por parte del Tribunal de Justicia de la Unión Europea”.

Al retraso en los planes de gestión hay que añadir que, como ya advirtió la Comisión Europea en 2010, aún no se han propuesto zonas suficientes para proteger las apenas 18 especies y 5 hábitats marinos incluidos en la Directiva Hábitats para las aguas europeas. Esta cantidad ya de por sí es muy escasa, dada la biodiversidad marina presente y de la que cada día aumenta notablemente la información disponible sobre su estado y necesidades de conservación.

Más información: Red Natura 2000 (nueva sección web)

INFORME: A complementary approach for the Mediterranean N2000 in open and deep sea (PDF) Inglés


[1] España, Francia, Reino Unido, Italia y Grecia.