Oceana pide al Govern que amplíe el parque de Cabrera y que no relaje su protección

Todos comunicados de Prensa…

La organización internacional de conservación marina teme que el ejecutivo autónomo sufra presiones de distintos sectores para rebajar las medidas de protección del Parque Nacional


Julio 1, 2009
Madrid
Contact:
Marta Madina ( mmadina@oceana.org )




El Director Ejecutivo de Oceana, Xavier Pastor, ha dirigido al President del Govern de les Illes Balears, Francesc Antich, y al conseller de Medi Ambient, Miquel Angel Grimalt, sendas cartas para felicitarles por el traspaso al Govern de las competencias del Parque Nacional Marítimo-Terrestre de Cabrera en el día de hoy. En ellas les anima a iniciar los trámites para incrementar la zona marina protegida del mismo, según los resultados de los informes solicitados por el propio Govern y preparados tras varias campañas de investigación llevadas a cabo por los barcos Oceana Ranger y Marviva Med en 2007 y 2008. Los buques oceanográficos trabajaron en la zona del parque y sus alrededores, dotados de equipos de buceadores y de robots operados desde la superficie (ROV) provistos de cámaras de alta definición. Estas campañas permitieron la detección y cartografiado detallado de valiosos ecosistemas de maërl, coralígeno y algas laminarias que por disposición legal deben ser protegidas de la acción de las redes de arrastre.

 

El Govern, por boca de su conseller de Medi Ambient, ya mostró el pasado 25 de marzo su disposición a proceder a la ampliación de las aguas del parque nacional una vez que se completase el traspaso de las competencias sobre el mismo.

 

En su carta, Oceana también solicita al Govern que se mantenga firme en las medidas de conservación que hasta el momento han dado tan buen resultado en el mantenimiento y conservación de los ecosistemas de Cabrera.

 

“Sabemosha declarado Xavier Pastor- que hay sectores que, con distintos argumentos,  presionarán al Govern para que rebaje estas medidas en temas relacionados con la frecuentación, la navegación y la pesca. Quienes desde hace años hemos trabajado para la conservación del archipiélago de Cabrera hemos sido testigos de la fuerza de estas presiones, que en ocasiones ocultan intereses económicos, pero le pedimos al Govern que no de un sólo paso atrás al respecto”.