Cetáceos: Especies en peligro

Todas las especies de cetáceos están incluidas en listados de protección como la Directiva de Hábitat, Convenio de Bonn, Convenio de Berna y Convenio de Barcelona. Pese a ello, estas especies siguen en situación de riesgo y requieren de una actuación inmediata para su protección.

La declaración de áreas marinas protegidas, tal y como recoge la Directiva Hábitat, puede ser una herramienta muy útil para la protección de estas especies, pero además son necesarias otras actuaciones como la limitación en el uso de sónar o la eliminación de artes de pesca destructivos.

Delfín mular

Su distribución es amplia en todo el mundo y llega hasta las aguas del ártico. Sin embargo, no se manejan cifras globales. En la Europa atlántica se estima que habita una población de  unos 12.600 ejemplares, principalmente en Galicia y Portugal. Su sociabilidad permite al delfín mular interaccionar en ocasiones con el ser humano, lo que aumenta el riesgo de que queden atrapados en artes de pesca o de sean arrollados por todo tipo de embarcaciones.

Marsopa común

Su distribución se centra en las costas occidentales europeas, entre Galicia y Portugal, y frecuentan aguas costeras poco profundas. La población de marsopas comunes en aguas atlánticas europeas se estima en 385.000 individuos, aunque el 90% se encuentra en el Mar del Norte. Las pequeñas poblaciones fuera de esta zona se encuentran en peligro crítico de extinción.