Sobre el arrastre de fondo

TrawlerLas redes de arrastre de fondo tienen una cuerda en el fondo de la red que puede tener más de 45 m de ancho y se cubre con rodillos o tolvas pesados, similares a  neumáticos, y miden más de 76 cm de diámetro. Las redes más grandes pueden arrastrar más de 2.000 m² de cada vez. El daño que producen estas redes cada vez que son arrastradas en un determinado ecosistema es enorme.

El tamaño de la red de arrastre y la frecuencia de su uso en una zona incrementa la gravedad del daño. Antes de la mitad de la década de los 80, los hábitats rocosos y complejos estaban relativamente intactos porque los pescadores mantenían las redes de arrastre de fondo alejadas de las zonas donde estructuras como los corales, peñones o cumbres rocosas pueden engancharse a la red.

Sin embargo, hoy en día, los grandes y pesados rodillos y tolvas, junto con los motores de los barcos de pesca, cada vez más potentes, los sonares, los detectores ultrasónicos así como otras innovaciones técnicas permiten que las redes de arrastre de fondo tengan acceso a todas las zonas de las plataformas continentales y escarpes profundos, incluyendo áreas con hábitats estructuralmente complejos.

En un experimento realizado en aguas de Alaska, el 67% de las esponjas vaso y el 55% de las gorgonias látigo (un tipo de coral de aguas frías) dañadas por un único paso de redes de arrastre no se habían recuperado un año después.