Canal de Mallorca: Visión general

Oceana también ha realizado estudios en las principales montañas submarinas del canal de Mallorca, conocidas como Emile Baudot, Ses Olives y Ausias March. Estos montes conforman la frontera entre las subcuencas argelina y balear, que tienen características muy diferentes entre sí, por lo que se trata de un área donde confluyen especiales condiciones oceanográficas, geológicas y ecológicas, conformando así el hábitat para decenas de especies protegidas por variada normativa nacional e internacional, como la esponja carnivora Asbestopluma hypogea, los moluscos Ranella olearia o Charonia lampas, o mamíferos y reptiles marinos que también son hallados frecuentemente en esta agua.

Estas montañas albergan además numerosos hábitats cuya protección es importante dada su productividad y/o grado de amenaza, como son los fondos de coralígeno, de corales bambú, de rodolitos o de esponjas de profundidad entre otros; así como se encuentran hábitats de los que dependen numerosas especies de interés comercial, como peces y crustáceos, algunas de ellas listadas como prioritarias por la Comisión General de Pesca del Mediterráneo.

Las prácticas de pesca destructiva causan un daño físico sobre el hábitat y provocan un descenso en la abundancia de especies y el tamaño de las mismas. En este sentido, el conocimiento de las relaciones entre hábitats sensibles y recursos pesqueros es determinante para la gestión de pesquerías para esta zona.

La diversidad de  especies y su abundancia aumentarían si se tomasen medidas de protección para estos hábitats sensibles y se erradicasen las prácticas de pesca destructiva.

Por lo que su correcta gestión es un requisito para la sostenibilidad de la actividad pesquera. Por todo ello, Oceana solicita la creación de una Área Marina Protegida para la protección y recuperación de estos extraordinarios fondos marinos.

De las investigaciones de Oceana se desprenden las siguientes conclusiones:

● La necesidad urgente de proteger la zona haciendo cumplir las diferentes normativas para protección de especies bajo estatus especial tanto a nivel nacional como internacional. Los hallazgos documentados en la zona de estudio evidencian que las montañas de Baleares son una zona de alto valor ecológico.

● La necesidad de establecer medidas de gestión y control de la actividad pesquera en la zona debido a la presencia de hábitats sensibles para peces de interés comercial.

Además de la creación de un Área Marina Protegida para las principales montañas submarinas del mar Balear y sus herramientas de gestión correspondientes, Oceana considera que se deberían tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

● Fomentar el estudio (distribución, estado de conservación, etc.) de las especies con estatus de protección especial, a nivel regional, nacional y autonómico.

● Incrementar la presencia de especies de profundidad en la Directiva Hábitats y en los Listados Nacionales consideradas en otros listados con estatus de protección especial.

● Completar las listas de hábitats de referencia para el Mediterráneo debido a las carencias observadas tanto en el listado de hábitats regionales (Convenio de Barcelona) como en el listado europeo de referencia EUNIS, ya que los hábitats observados en las montañas de Baleares, existe una clara “no correspondencia”.

● Eliminar y/o gestionar las posibles amenazas detectadas en estos fondos de especial valor y principalmente aquellas zonas donde se encuentren especies protegidas o vulnerables.

● Educar y concienciar a la población y al público en general en el concepto de que el mar no es un medio receptor de residuos y que todos debemos contribuir a unos mares limpios y saludables.