Finaliza expedición de National Geographic y Oceana a Islas Desventuradas

Todos comunicados de Prensa…
Marzo 8, 2013
Santiago
Contacto:
Annelore Hoffens Wenzel ( [email protected] )




Con el arribo de la embarcación Argo al puerto de Caldera, finalizó la expedición científica que National Geographic y Oceana llevaron a cabo a las Islas Desventuradas, ubicadas a 850 km. de la costa continental de Chile, frente a la Región de Atacama. La expedición duró 3 semanas y sirvió para estudiar y documentar por primera vez uno de los últimos ecosistemas prístinos del Océano Pacífico, que actualmente no cuenta con ningún tipo de protección.

Además del equipo de Oceana y National Geographic, la expedición contó con la participación de destacados científicos a nivel internacional, incluyendo al académico de la Universidad Católica del Norte, Dr. Carlos Gaymer, científicos de las universidades de Hawaii, California y Barcelona.

Haciendo uso de los últimos avances tecnológicos, el equipo hizo un exhaustivo levantamiento de información sobre la biodiversidad marina que rodea la isla San Ambrosio, lo que permitirá saber qué especies se encuentran en ese lugar y cuál es su estado de conservación, así como determinar la necesidad de implementar medidas para su protección. Los resultados científicos obtenidos están siendo procesados y se darán a conocer públicamente tan pronto como se termine el informe respectivo. 

Entre la tecnología usada para el estudio y registro audiovisual, destacó el uso por primera vez en Chile del submarino DeepSee. Con él se pudo bajar hasta 407 metros de profundidad cerca de la isla San Ambrosio. Durante las cerca de 30 inmersiones, algunas de más de cinco horas y media de duración, pudimos observar y grabar en alta definición especies como langostas de Juan Fernández de más de un metro de largo (con un encéfalo tórax de 25 a 30 cm), cardúmenes de vidriolas enormes, una población de langostas enanas entre los 300 y 400 metros de profundad, y algunas especies nuevas para la ciencia.

Además, se usaron “drop cameras” o cámaras esféricas de cristal, que bajaron hasta los 2.300 metros. El uso de estas cámaras, sumado al DeepSee y a los más de 280 buceos permitieron la grabación de más de 80 horas de video y la obtención de 12.000 fotografías submarinas aproximadamente, todo en alta definición.

La expedición a Islas Desventuradas fue la segunda colaboración entre National Geographic y Oceana. La primera comenzó en marzo de 2010 con una expedición exploratoria a la isla Salas y Gómez. Tras esa expedición las organizaciones propusieron la creación del Parque Marino Salas y Gómez o Motu Motiro Hiva, creado finalmente por el Presidente Sebastián Piñera en septiembre de ese año, con una extensión de 150.000 km2. En febrero de 2011 ambas organizaciones llevaron a cabo una nueva expedición a Salas y Gómez e Isla de Pascua, con el apoyo de la Armada de Chile. De esta surgió una propuesta de ampliación del Parque Marino Motu Motiro Hiva, y el documental “Los tiburones perdidos de Isla de Pascua” emitido por el canal NatGeo Wild a más de 100 países del mundo con una audiencia estimada de 250 millones de personas.