Informe revela deficiencias en proceso de evaluación de impacto ambiental de central Termoeléctrica Barrancones

Todos comunicados de Prensa…
Agosto 20, 2010
Santiago
Contacto:
Annelore Hoffens Wenzel ( ahoffens@oceana.org )




A través de un informe en derecho, Oceana y el Movimiento de Defensa del Medioambiente MODEMA dieron a conocer hoy al Intendente de la Región de Coquimbo, Sergio Gahona, y a los miembros de la Corema de esa región, los argumentos legales que dan cuenta de serias deficiencias legales en el proceso de Evaluación de Impacto Ambiental del Proyecto “Central Térmica Barrancones”.  La presentación de este documento ocurre a solo cuatro días de que la Corema vote el permiso ambiental del controvertido proyecto energético.

El informe en cuestión alude a problemas que presenta el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del proyecto en cuestión, ya que no cumple con los estándares y requisitos básicos que la Ley exige a un EIA. Por otro lado, el mismo informe detecta vicios de legalidad en los pronunciamientos finales de varios de los organismos competentes que se han declarado conformes con este EIA, aún cuando éste no satisface las condiciones impuestas previamente por los mismos organismos públicos para su aprobación.

“La votación sobre el proyecto de termoeléctrica Barrancones definirá el destino de la comuna de La Higuera y, por lo tanto, es crucial que los miembros de la Corema consideren todos los antecedentes existentes para tomar una decisión correcta.  La empresa no ha cumplido con la mayoría de las observaciones que los servicios hicieron en etapas anteriores del proceso y, por lo tanto, ahora solo corresponde el rechazo definitivo del proyecto”, señaló Alex Muñoz, director ejecutivo de Oceana. 

El informe también da cuenta de inconsistencias en el pronunciamiento final de organismos como Sernapesca que, tras la presentación de la tercera Adenda por parte de la empresa, pasó por alto la ausencia de medidas de mitigación, compensación o reparación por la pérdida del valor turístico, cuestión que anteriormente sí había sido objeto de su preocupación. Conaf, por su parte,  no obstante constatar que en la tercera Adenda el titular del proyecto nuevamente descartó los impactos sobre la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt, se manifestó conforme y sólo se remitió a establecer algunas condiciones a tener en cuenta por la empresa. 

“Si se comparan los pronunciamientos de los servicios públicos efectuados a la tercera Adenda con aquellos realizados a la primera y segunda, es altamente llamativo el cambio en el parámetro de evaluación. Este cambio no solamente pasa por dejar de exigir cuestiones que hasta el momento habían sido solicitadas reiteradamente, sino que también convierte aspectos necesarios y obligatorios para la evaluación, en simples condiciones que el proponente deberá cumplir antes de la entrada en operación del proyecto”, agrego Matías Guiloff, abogado de la Corporación Interés Público y autor del informe. 

La central termoeléctrica de combustión a carbón Barrancones (600 MW), de la transnacional Suez Energy, pretende instalarse en una zona aledaña a Punta de Choros, a pocos kilómetros de distancia de las Reservas Marinas Choros-Damas e Isla Chañaral, y de la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt, conocidas por albergar las mayores poblaciones de pingüino de Humboldt del mundo, colonias de delfines nariz de botella, nutrias de mar, y muchas aves y mamíferos marinos como las ballenas azules.

Tras la presentación de la tercera Adenda del proyecto, sólo dos organismos competentes se han manifestado contrarios a él: la Gobernación Marítima y la Municipalidad de La Higuera. Todos los restantes se han pronunciado conformes.

Oceana está llevando a cabo una campaña para evitar la aprobación de la central termoeléctricas en cuestión, dado los impactos ambientales que tendría sobre los ecosistemas marinos aledaños. En efecto, la organización de conservación presentó a fines de julio en la CONAMA de la Región de Coquimbo una propuesta para crear un Área Marina Costera Protegida en La Higuera e Isla Chañaral, en la que da a conocer la información científica y socioeconómica que respalda la necesitad de proteger la zona de los impactos de las termoeléctricas y de potenciar, en cambio, el desarrollo de actividades productivas sustentables cuyos ejecutores y directos beneficiarios sean las comunidades locales.

Más información
Annelore Hoffens - Comunicaciones Oceana
7957140 / 09-79598865
ahoffens@oceana.org
www.oceana.org