Oceana cuestiona al Gobierno por no medir contaminación por mercurio en colegios de Puchuncaví

Todos comunicados de Prensa…
Diciembre 27, 2011
Santiago
Contacto:
Annelore Hoffens Wenzel ( [email protected] )




Tras conocerse ayer el informe que reveló una alta presencia de  metales pesados en suelos de todos los colegios de la comuna de Puchuncaví, Oceana cuestionó que el Ministerio de Salud haya excluido la medición de mercurio en este análisis. Asimismo, instó a esta cartera a realizar tales mediciones con urgencia, de acuerdo a la gravedad que este metal pesado reviste para la salud de las personas.

“El Gobierno no ha enfrentado la contaminación con mercurio con la seriedad que amerita. Es incomprensible que el estudio realizado por la Seremi de Salud de Valparaíso en estos colegios, haya excluido la medición de este metal que es uno de los más peligrosos para el ser humano y que es emitido principalmente por las termoeléctricas a carbón y fundiciones como las que se concentran en Ventanas”, afirmó el director ejecutivo de Oceana, Alex Muñoz.

El informe realizado por la Seremi de Salud de Valparaíso por encargo de la Subsecretaría de Educación, midió los niveles de níquel, plomo, cobre, cadmio, arsénico y zinc, entre otros, del suelo y polvo de los 14 establecimientos educaciones de la comuna de Puchuncaví, evidenciando la presencia de contaminación por estos metales pesados en todos ellos. El mercurio, cuya presencia en el ambiente puede afectar gravemente la salud de las personas y especialmente de niños, no fue medido.

Según Oceana, las termoeléctricas a carbón y las fundiciones de cobre son las mayores emisoras de mercurio, por lo tanto, es probable que, así como sucedió con los otros, este metal pesado también esté presente en los suelos, personas y recursos marinos de esta zona costera. La entidad, de hecho, solicitó recientemente al Ministro de Salud, Jaime Mañalich, ordenar un estudio nacional sobre los niveles de mercurio y metil-mercurio en peces, algas y mariscos capturados en aguas chilenas, con énfasis en aquellos sectores que, como Ventanas, Huasco, Coronel o Tocopilla, concentran este tipo de industrias. La solicitud, que tuvo lugar después de conocerse el estudio que revela la presencia de mercurio en niveles mayores a los permitidos legalmente en varios peces de consumo humano, aún no ha tenido respuesta.

La toxicidad del mercurio ha llevado a la FDA (Food and Drug Administration) y a la EPA (Environmental Protection Agency) en Estados Unidos, a realizar campañas en supermercado para prevenir el consumo de peces como tiburones o pez espada por parte de mujeres embarazas o en periodo de lactancia, y por parte de niños, debido al alto contenido de mercurio y a la toxicidad que le es propio.